Pablo de la Iglesia dará el Nivel 1 de su Curso: Alimentación Natural Consciente" los días 23 y 24 de Marzo en Marbella. 
Para más información e Inscripción: info@harmonyzone.es o 
por Tel: +34 622115330
Imagen
Si hablamos de SALUD y de estrategias para cuidarla y mejorarla, el círculo siempre se abre y se cierra en la boca, en particular en los alimentos que decidimos llevarnos a ella. Una alimentación consciente, con todo lo que ella implica, es un eje esencial de cualquier estrategia de bienestar.

En los años que me he dedicado a cultivar un estilo de alimentación saludable, he dedicado tiempo y experiencia práctica a transitar distintos caminos y realmente no he encontrado uno en particular que me permita afirmar que es más útil que los demás, sino más bien mi desafío como educador en salud ha sido brindar los conocimientos para que cada quien encuentre las vías que le son apropiadas; esto es propio de un ser consciente que no necesita que lo guíen paso a paso, sino que le brinden las herramientas para hacerlo por si mismo de manera autosuficiente y liberadora.

Debo enfatizar que hay nuevos entendimientos que están cambiando nuestra visión de la nutrición y las ciencias de la salud. Antes nos preocupaban los hidratos de carbono, los lípidos o las proteínas; luego aparecieron en el escenario las vitaminas y los minerales; más adelante la comprensión de las enzimas o los ácidos grasos esenciales abrieron nuevos caminos que revolucionaron la salud; hoy en día, quienes exploramos las fronteras del saber hablamos de epigenética, la importancia de las emociones incluso como un componente nutricional y, en definitiva, tenemos muy claro que nos alimentamos de energía y al final todo se reduce a fotones. Hoy el eje de mi trabajo es enseñarle a la gente a gestionar la energía en su cuerpo utilizando los mejores recursos alimentarios a su alcance, en particular  una alimentación rica en fotones.

Nuevos campos fascinantes se abren justo ante nuestros ojos y aún no son plenamente comprendidos por la mayoría de los profesionales de la salud y mucho menos por el público en general, pero eso no debe alejarnos del propósito de lograrlo, pues en realidad toda la dificultad se debe a que nos hemos vuelto una civilización que valora el pensamiento complejo y la respuesta es accesible con la mirada de los sabios de todos los tiempos que, en lugar de abordar la ciencia de la salud desde un análisis profundo, lo hacemos con la mirada de los seres despiertos caracterizada por su sencillez, inocencia y eficacia.

En definitiva, alimentación consciente es encontrar una forma de alimentarnos que nos proporcione salud y placer, satisfaga nuestras necesidades físicas y nuestros objetivos vitales y que tenga el mejor impacto posible tanto en nuestra vida como en la integridad planetaria y social. Con el tiempo hemos descubierto que aquello que realmente es bueno para uno mismo, contemplándonos como una unidad cuerpo-mente-alma, es bueno para todos.



 


Comments




Leave a Reply